Galletas de Requesón y Almendras

Galletas de Requesón y Almendras

En este post aprenderás a preparar una deliciosa receta de galletas de requesón y almendras fáciles y deliciosas. La decoración es realmente sencilla; si no consigues almendra en laminas o en lonjas utiliza las enteras, no hay ningún inconveniente.

Otra opción sería cortar las almendras con un cuchillo lo más fino que puedas o en su defecto usar un pelapapas para obtener lonjas perfectamente delgadas.

Son perfectas para servirlas como postre en ocasiones especiales o como acompañamiento con un café en la tarde.

No olvides visitar nuestra categoría de recetas de galletas.

Galletas de Requesón y Almendras

Galletas de Requesón y Almendras

Receta de Mr. GalletitasPlato: PostresDificultad: Baja
Raciones

25

Pequeñas
Tiempo de preparación

35

minutos
Tiempo de cocinado

15

minutos
Calorías

30

kcal

Ingredientes

  • 350 g de harina blanca 00

  • 200 g de requesón fresco

  • 2 yemas

  • 120 g de azúcar

  • 50 g de mantequilla

  • 20 g de almendras picadas

  • 1 cucharadita de levadura para repostería

  • PARA DECORAR
  • 1 clara de huevo

  • 25 g de almendras laminadas

  • 25 g de almendras enteras

  • Azúcar

Instrucciones

  • Bate la mantequilla (a temperatura ambiente) con el azúcar en un cuenco. Cuando esté espumosa, añade las yemas, el requesón y las almendras picadas.
  • Agrega la harina y la levadura y remueve los ingredientes rápidamente. Forma una bola con la masa obtenida y déjala reposar en el frigorífico envuelta en plástico de cocina (vinipel) durante 30 minutos.
  • Estira la masa dejándola con un grosor de 3 a 4 mm y recorta de ella las galletas con ayuda de un cortapastas. Úntalas con la clara de huevo, espolvoréalas con el azúcar y completa la decoración con las almendras enteras y las laminadas.
  • Coloca las galletas en una bandeja recubierta con papel de hornear y hornéalas a 200°C durante 15 minutos. Déjalas enfriar y sírvelas.

Notas

  • Si no consigues harina 00 puedes usar harina de trigo de uso común. La diferencia es casi nula y dependiendo de tu ubicación será más fácil hallar la harina común.
  • Trata de no complicarte con los ingredientes. Si por alguna razón no consigues almendras también puedes usar maní.
  • Si el azúcar no es de tu agrado puedes usar panela en polvo u otro endulzante que prefieras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.